Surf ´ in es una nueva metodología desarrollada desde la amplia visión del Coaching, los últimos estudios en Neurociencia, herramientas poderosas como MindfulnessPNL y Técnicas Pedagógicas para la gestión del talento. Todo envuelto desde la visión holística del Yoga, disciplina que atiende a todos los planos del ser humano y sus interrelaciones. En definitiva, una útil fórmula para potenciar el aprendizaje.

Una nueva forma de enfocar el proceso de aprendizaje, es al mismo tiempo metodología y filosofía, sin ser rígida ni directiva. Es la herramienta que permite devolver el protagonismo al alumno, su proceso y necesidades.

Trabajando principalmente sobre los procesos de comprensión a través de la mecanización, visualización y disociación, poniendo énfasis en factores físicos, mentales y emocionales para acceder a las limitaciones del alumno.

Se trata de Liberar el Potencial de los alumnos, intentando desmitificar el término Perfección y relacionándonos con el nuevo termino Excelencia. La mente intenta en todo momento protegernos y crea miedos, bloqueos y barreras que limitan el potencial humano. Esta metodología trabaja para enfrentar, conocer y traspasar esas barreras que separan al alumno de su mejor versión y para a la Excelencia.

Una visión holística del alumno donde el YOGA juega un papel principal, al trabajar los 3 pilares fundamentales del Surfing (Fuerza, Flexibilidad y Equilibrio), tanto mental como física. Además de tener en cuenta factores limitantes a nivel muscular y estructural, déficit en la concentración y atención, falta de motivación e Intención, gestión del estrés mediante técnicas de respiración, y procesos intrapersonales para mejorar el autoconcepto y en esta linea la autoestima, para llegar a la excelencia del alumno.

Yoga es entender el conjunto cuerpo-mente-alma, darle sentido y alinear las necesidades de cada plano. El cuerpo deja de ser simplemente un vehículo para convertirse en una valiosa fuente de información, al que debemos atender, cuidar y respetar.

Además, lo que aporta esta nueva metodología es la perspectiva y el valor añadido del Coaching como método para gestionar procesos.

Mi formación en Coaching me transformó desde dentro, cambiando mis paradigmas y mi forma de ver el mundo. Pasé de ver desde mis ojos a abrirme a los ojos y emociones del resto de las personas y seres, enriqueciéndome de la perspectiva de los demás y sobre todo ayudándome a conocerme más a mi mismo.

Conocer los procesos de la mente y como esta limita nuestro potencial nos abre una infinidad de posibilidades para desarrollarnos como personas y en este caso como deportistas, accediendo a capacidades que ni nosotros mismos hubiéramos imaginado.

Un Coach no es solamente un entrenador, es mucho más que un guia, es la persona que acompaña y sobre todo que permite que te equivoques, es la persona que confía en el potencial del alumno más que el mismo, llevándolo a preguntarse y cuestionarse aquello que le limita y no le permite avanzar, los miedos.

Un Coach no se centra en los resultados si no en el potencial, no define a las personas por lo que han hecho o están haciendo sino que las define por lo que cree y siente que pueden llegar a conseguir.

La labor de esta metodología es formar a instructores de Surf para que se conviertan en líderes, referencia, ejemplo, en Instructores Coach.

La diferencia radica principalmente en la intención, un Coach no es el protagonista, el único protagonista, incluso para el alumno, es el proceso. Si un instructor de surf se entrega al proceso y se aleja de sus necesidades como individuo, podrá comenzar a permitir que fluya el potencial del alumno. Si se limita a enseñar y a marcar pautas rígidas desde su perspectiva, jamás podrá conocer las propuestas del alumno, sus puntos de vista y su forma de entender los hechos.

Nadie mejor que el alumno se conoce a sí mismo, permitamos que libere su potencial por él mismo, acompañándolo y cuestionando factores que lo limiten